“DIOS HIZO DE MI DOLOR UNA MISIÓN”, DICE MUJER CON CÁNCER QUE HA AYUDADO A 4000 PACIENTES

129

Desde 2014, la escritora Vania Rozzett, de 56 años, ha estado luchando contra el cáncer. Sin embargo, en lugar de desanimarse por el diagnóstico, la enfermedad impulsó su propósito en Dios. Durante el tratamiento del cáncer, Vania creó un refugio en Teresina, Brasil, conocido como Associação Muito Além de um Cancer (Amac), que ya ha ayudado a más de 4000 pacientes.

“Dios tomó mi dolor y lo convirtió en una misión”, dijo Vania a G1. “La casa sirve para ayudar a estas mujeres, allí tienen cama, kit de higiene, asesoramiento psicológico, alimentación, asistencia social y apoyo espiritual”. Amac fue fundada en 2018 y tiene capacidad para albergar a 20 mujeres, de forma gratuita. Sin patrocinio del gobierno, el proyecto se mantiene a través de donaciones de personas, iglesias, rifas y la venta de libros escritos por Vania.

“Es una casa que fue creada con mucho amor y propósito”, dijo Vania. El cáncer llevó a Vania a ver la vida con otros ojos y a valorar las pequeñas cosas. “Hoy, para mí, la vida tiene un significado mucho más hermoso. Valoro las cosas más sencillas, a las personas, mi familia, mis nietos que son mi alegría. Ya no me permito estar triste, porque la vida es corta, hay que aprovecharla al máximo”.

En diciembre de 2020, Vania también fue diagnosticada con covid-19 y estuvo hospitalizada durante siete días. “Fue un milagro, porque entré con más del 50% del pulmón afectado y también soy diabética. Veo la mano de Dios en mi vida y en mi historia. Todavía me estoy recuperando, porque tuve secuelas, pero mi pulmón ya está recuperado en un 86%”, dice. Vania no dejó de transmitir mensajes de fe a través de videos, durante el período de hospitalización por covid-19.

(*) Con recursos de Portal Guiame / Foto: Instagram de Vania Rozzett