Los 10 millonarios más ricos del mundo podrían pagar todas las vacunas contra covid, según reporte

135

La pandemia del covid-19 tiene la capacidad de incrementar la desigualdad en casi todos los países a la vez. Mientras los multimillonarios se recuperaron del golpe económico que trajeron los primeros cierres totales y volvieron a tener sus fortunas de antes en tan solo nueve meses, las personas más pobres del mundo podrían tardar hasta una década en retornar a las condiciones económicas que tenían antes de la pandemia.

Ese es uno de los resultados del más reciente reporte de Oxfam, titulado ‘El virus de la desigualdad’. En otras palabras, el informe denuncia una “ventana de oportunidad cada vez menor” para alcanzar una recuperación justa y ecológica tras la crisis sanitaria.

La desigualdad que siempre ha existido y que profundizó la pandemia se evidencia en algunos datos que publica el reporte. Oxfam apunta que si las tasas de mortalidad fueran iguales a las de la población blanca, cerca de 22.000 latinos y negros en Estados Unidos no hubieran fallecido por el brote.

De igual manera, si las mujeres no hubiesen tenido mayor participación que los hombres en los sectores de la economía que más han sufrido con la crisis económica, 112 millones de mujeres ya no estarían en alto riesgo de perder sus ingresos o sus puestos de trabajo.

Por eso es que una de las conclusiones del informe de Oxfam es que si bien las inequidades siempre han existido, ahora “es probable que la pandemia aumente la desigualdad de una manera nunca antes vista”.

Esto coincide con las advertencias que ha dado el Banco Mundial al decir que, en el contexto actual, más de 100 millones de personas podrían llegar a la pobreza extrema.

El reporte de Oxfam es publicado en paralelo a la reunión virtual del ‘Diálogo de Davos’ del Foro Económico Mundial, donde también se discuten los efectos de la pandemia. “Estamos siendo testigos del mayor aumento de la desigualdad desde que comenzaron los registros”, según la directora ejecutiva de Oxfam, Gabriela Bucher.

Por ello, la organización benéfica llama a una política de más impuestos sobre el patrimonio y mayores medidas de protección para los trabajadores. “Las economías manipuladas están canalizando la riqueza hacia una élite rica que está sobrellevando la pandemia con lujo, mientras que los que están en la primera línea de la pandemia luchan por pagar las facturas”, precisó la directora.

Los más ricos podrían pagar las vacunas para toda la humanidad
La lista de los 10 hombres más ricos del mundo la encabezan Jeff Bezos y Elon Musk. También incluye al director ejecutivo del grupo de lujo LVMH, Bernard Arnault; a Bill Gates de Microsoft y al director ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg.

Estos empresarios vieron aumentar su patrimonio neto en 540.000 millones de dólares en el período de pandemia 2020. Según Oxfam, ese dinero sería suficiente para evitar que las personas cayeran en la pobreza por los efectos del virus y además garantizaría una vacuna para todas las personas del planeta.

La organización también calculó el aumento de la riqueza colectiva de los multimillonarios del mundo. La subida fue de 3,9 billones de dólares entre marzo y diciembre de 2020, para un total de 11,95 billones.

Un impuesto temporal sobre las ganancias extra de las 32 corporaciones globales que más se han beneficiado durante la pandemia podría haber recaudado 104.000 millones de dólares en 2020. Ese dinero, junto con cooperación internacional, sería clave para implementar cambios, dijo Jayati Ghosh, profesora de economía en la Universidad de Massachusetts Amherst, quien fue parte de los economistas encuestados por Oxfam para el informe.

Gosh también cree que el nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden, abrirá el camino para la acción conjunta en temas como la represión de los paraísos fiscales y el rescate para las naciones en Desarrollo. “Hay algunos obstáculos muy, muy grandes, pero hay muchas cosas que se pueden hacer muy rápidamente”, concluyó.

Tomado de Biobiochile.cl